Archivo Junio, 2013

Religada Nazionalista d’Aragón ante la Convención Aragón 3D del 15 y 16 de junio.

Hacia una candidatura municipal unitaria de la izquierda zaragozana.

Religada Nazionalista d’Aragón es una plataforma compuesta por las gentes del Partido Carlista de Aragón, Tierra Aragonesa y Estado Aragonés sobre las bases del nacionalismo aragonés de izquierdas, nacida con la intención de llevar esas ideas a las instituciones aragonesas.

Dadas las actuales circunstancias y el descrédito, ganado a pulso, de los partidos del legitimismo “juancarlista”, creemos que en Zaragoza es posible construir una candidatura municipal democrática, horizontal, comunitaria y popular, construida desde abajo por el pueblo zaragozano, que aspire a obtener la mayoría de los concejales de la Ciudad y sirva de referente político no sólo a todo Aragón, sino también, por las dimensiones de nuestra Ciudad, a toda España y Europa.

No olvidamos que las dos abdicaciones anteriores de monarcas españoles se produjeron tras las elecciones municipales de 1868 y 1931.

Para que una candidatura de este tipo tenga posibilidades de triunfo y por tanto merezca la pena,  consideramos que deben darse unas condiciones mínimas, que exponemos aquí sin ánimo de que constituyan una lista cerrada ni inalterable, pero sí que ilustre nuestra posición:

- Debe fundamentarse en una coalición entre los dos partidos mayoritarios de la izquierda zaragozana: IU y CHA.

- Debe estar constituida por personas dispuestas y preparadas para asumir responsabilidades de gobierno.

- Debe elaborarse por un sistema de voto en listas abiertas por todos los ciudadanos y ciudadanas adherentes a la candidatura.

- Debe estar encabezada por un candidato de consenso dispuesto y preparado para asumir la alcaldía de Zaragoza.

- Debe constar de un Programa de Gobierno factible y elaborado de manera democrática.

- Debe estar organizada sobre la base de asambleas de distrito y equipos sectoriales, que sirvan tanto para debatir las propuestas programáticas como para tomar las decisiones colectivas con los principios de la democracia participativa.

Si no se diesen unas condiciones mínimas en este sentido de unidad, democracia y organización, la izquierda zaragozana se verá abocada a constituir, de nuevo, una pléyade de candidaturas auto-referenciales, más o menos testimoniales o simbólicas, capaces en el mejor de los casos de elaborar  estrategias de resistencia, pero no de cambiar el rumbo de la Ciudad, el País o el Continente.

, , , ,

No hay Comentarios